lunes, enero 24, 2022

¿SEREMOS COHERENTES?




Aprovechando la reclusión que nos ha impuesto la pandemia se me ocurren varias reflexiones. Sólo citaré una: 

 

Hemos descubierto que todos somos iguales e indefensos ante una posible e imprevista muerte. Iguales ante la enfermedad como contagiados y contagiadores. Y con la exigencia de cuidar nuestra salud, porque así también cuidamos la de los demás.

 

¿Seremos coherentes con este pensamiento?

 



viernes, enero 21, 2022

¿Cómo se dice: antediluviano o antidiluviano?

Es un honor que un ex alumno corrija a su ex profesor. Es lo que me ha ocurrido y lo cuento aquí:

En un comentario de un blog he utilizado la expresión "antidiluviano" y dicho antiguo alumno ha tenido la amabilidad de corregirme  discretamente recordándome  que lo correcto es "antediluviano".  Es la palabra que debe emplearse cuando se alude a algo ocurrido "antes del diluvio universal" y no "antidiluviano" que significa "contrario al diluvio bíblico"

domingo, enero 16, 2022

¿FRACTURA SOCIAL EN CATALUÑA?

 


Una de las principales discrepancias entre independentistas y contrarios al secesionismo es si el “procés” ha provocado fractura social en Catalunya. Para unos es una verdad indiscutible; para otros, no hay más que sana discrepancia política. En lo que a mí respecta, tengo que reconocer que, salvo excepciones, cuando entablo comunicación con un independentista ambos evitamos abordar el tema …

lunes, enero 10, 2022

OLIGOPOLIOS Y LIBERTAD DE PRENSA

 

Mucho se habla y se cacarea sobre la libertad de prensa, pero la verdad, aunque nos pese, es que los medios de comunicación a nivel mundial están en manos de oligopolios por el que estos gigantescos imperios económicos pueden, en ocasiones, hasta llevarse la contraria entre sí  sobre ciertos temas cortados a su medida, es algo que no merece mucho comentario...

Es demasiado hipócrita pretender que esto tiene algo que ver con eso que se decrete como libertad de expresión para la ciudadanía. La gran mayoría de la población tiene la libertad de expresar su opinión en el salón de su  casa que les escuche su familia. Mientras tanto, un puñado de magnates puede inventar cualquier mentira y hacer que ipso facto la escuchen millones de personas y que se les repita hasta que parezca verdad.

Bibliografía: Escuela o barbarie. Entre el neoliberalismo salvaje y el delirio de la izquierda. Autores: Carlos Fernández, Olga García y Enrique Galindo.  Editorial Akal, 2017. Madrid. 


viernes, enero 07, 2022

1001 LIBROS QUE HAY QUE LEER ANTESDE MORIR



Vuelvo a reproducir un artículo que publiqué el año 2008 y que pasó bastante desapercibido. Creo que no ha perdido actualidad:

Hace ya tiempo (2006) me regalaron un libro con un título muy atractivo, "1001 libros que hay que leer antes de morir". Se trata de un catálogo o listado de la literatura de todos los tiempos editado bajo la dirección de José-Carlos Mainer –antiguo profesor mío, especialista en literatura contemporánea, del que guardo un grato recuerdo- para la literatura española y latinoamericana, y de Peter Boxall en la sección internacional. El libro nos acerca a los autores clásicos y a los actuales y presta atención tanto al criterio de la crítica académica como al favor del público. Tengo que decir que me gustan las selecciones de libros, aunque puedan parecerme arbitrarias, injustas, llenas de agujeros, de caprichos y de amiguismos solapados. Pero son un punto de partida que sumado a la experiencia personal resultan interesantes e ilustrativas. Yo, que presumo de leer bastante sobre todo estos últimos años, al observar los libros que conozco de los seleccionados y los que me faltan me he dado cuenta de mi menguado bagaje como lector.

Es un libro espléndidamente editado, con una cubierta muy vistosa, multitud de ilustraciones, índices de utilidad indiscutible y una encuadernación capaz de soportar los esfuerzos que provoca el manejo frecuente.

Hay que admitir que la desproporción entre el espacio dedicado a la literatura en lengua inglesa y el que se otorga a otras grandes lenguas de cultura puede suponer un cierto obstáculo, pero es sabido que la obra original es de origen anglosajón y esta carga se sigue arrastrando aun con las adaptaciones a otras culturas como es el caso. De hecho, al ojear este libro se llega a la conclusión de lo necesaria que sería en el ámbito de la literatura en lengua española alguna obra semejante, adaptada a los rasgos constitutivos y peculiaridades de nuestra tradición cultural.

Aunque Peter Boxall señala en la introducción que la lista de lecturas “no intenta ser un nuevo canon y no pretende definir ni agotar la novela. Es una lista que vive en plena contradicción entre lo global y lo parcial. Es una lista animado por el espíritu de la novela" (p. 9), lo cierto es que resulta inevitable enfocar esta obra como una propuesta canónica de cierta audacia. Audacia controlada, por supuesto, porque no faltan los clásicos indiscutibles de todas las épocas y todas las literaturas, pero al mismo tiempo una propuesta valiente que da entrada en su selección a las obras de género (eróticas, policíacas y de espionaje, fantásticas y de ciencia ficción) y a muchos escritores contemporáneos. De hecho, si se repasan las fichas correspondientes a los escritores recogidos en las últimas cuatrocientas páginas del libro, se puede comprobar que la mayoría de los que aparecen en ellas están vivos y, en muchos casos, todavía en activo.

Por otra parte, es evidente que la selección de libros y autores, claramente escorada hacia la época contemporánea (de las 958 páginas del libro, más de 700 están dedicadas a la narrativa de los siglos XX y XXI), intenta conectar con la sensibilidad literaria de un lector actual que conoce de primera mano unos cuantos de los autores y obras tratados, a quien le suena el nombre de otros muchos y que sabe de la existencia de algunos por adaptaciones cinematográficas, televisivas o teatrales.

Por exigencias del planteamiento editorial, el nutrido equipo de redactores del volumen (más de 150, mayoritariamente profesores universitarios) ha dedicado un máximo de trescientas palabras a cada una de las brevísimas reseñas que lo componen. Con semejante extensión, es difícil hacer prodigios, pero a juzgar por los comentarios que yo he leído, en general el nivel de las reseñas es más que aceptable.

Ahora se acaba de editar en castellano un libro titulado “Un plan de lectura para toda la vida” de Clifton Fadiman y John S. Major en Ed. Planeta muy anterior al anterior que se elaboró en 1960 para el lector medio americano a través de un centenar de obras fundamentales de la tradición occidental incrementado en 1997 con una treintena de títulos más procedentes de otras culturas. De cada obra se resume el contenido y se hace una valoración de sus méritos e influencia, sin olvidar de establecer referencias cruzadas. También las preferencias se escoran abusivamente hacia el ámbito anglosajón. El autor calcula que la asimilación de su catálogo puede llevar cincuenta años...(El niño rubito de la foto, lector precoz, tiene posibilidades de asimilar dicho catálogo)

He observado en las librerías que existen también otros libros con títulos tan sugerentes como. "Las 1001 películas que hay que ver antes de morir" "Los 1001 discos que hay que escuchar antes de morir".



martes, diciembre 28, 2021

A VECES LLAMADME DANIEL: HAY MAL AMBIENTE EN CATALUÑA

Reproduzco un comentario de mi anterior entrada. Creo que vale la pena leerlo. Por supuesto, cuento con el consiguiente permiso de su autor. 

A veces llamadme Daniel12:36 p. m.

¿Es razonable, es propio de la Razón, que la lengua más hablada en Cataluña sea segregada por fanatismo político?, ¿es razonado y razonable que un ciudadano español en España no pueda utilizar la lengua común, la más hablada, en la escuela?.

Yo soy una persona con escasos recursos culturales, pero cuando pongo algo en público, cuando represento a mi empresa, procuro ser veraz, contrastar información, generarme un prestigio en base a que nunca miento y mi palabra es tenida en cuenta porque la gente sabe que cuando digo una cosa estoy seguro de lo que digo, que no soy un charlatán de feria, que soy una persona seria en lo que hago y en lo que digo, así de sencillo.

Aquí no, aquí hacen, igual que hacía Franco poniendo la camisa azul al Cid, tergiversar, desinformar, manipular e intoxicar toda la sociedad, generando enfrentamientos, división, rivalidad y xenofobia y todo amparado por esa supuesta izquierda.

Hechos como la Diada referenciada como guerra contra España, una mentira absoluta y total, y como otros muchos atentados a la Historia, a la Razón y al más mínimo sentido común, son frecuentes en Cataluña.

Que unos sindicatos apoyen la segregación casi racial de un infante les retrata, y les retrata muy bien, ¿Dónde está la izquierda? Aquí el que es de izquierda soy yo, no ellos, yo pido igualdad de oportunidades, como la que se niega a los niños en las escuelas. Que todos los españoles tengamos las mismas ocasiones para desarrollarnos independientemente de nuestro origen. Que de los 50.000 alumnos en barracones que hay en España, 20.000 estén en Cataluña no parece importarle a los sindicatos, ni a la izquierda, si es en catalán todo está bien, miserables, se gastan en embajadas regionales para meter amiguetes y afines políticos, lo que quitan a las escuelas y la izquierda les aplaude y se va de manifestación con ellos, pues muy bien, quedan retratados y la foro ahí está.

Los gobiernos deben gobernar para todos y en Cataluña solo gobiernan para los de su "palo" y se piensan que el dinero público de TODOS es para estar a su servicio, mientras los defensores de lo "púbico" aplauden hasta con las orejas.

Y por decir estas cosas que no son más que una exposición de hechos ciertos, te insultan, te llaman fascista y demás lindezas.

Hay mal ambiente en Cataluña, lo sé, y es responsabilidad de estos sinvergüenzas que gobiernan allí gracias a un sistema electoral injusto, al soborno continuado de organizaciones supuestamente sindicales y "culturales" y a la debilidad de discurso y la falta de liderazgo de la oposición.

Personalmente yo intervenía la región, imponía el modelo "democrático" de inmersión lingüística que hace la Gen pero con el idioma común en toda España, como es "tan democrático e integrador" supongo que ellos no tendrían ningún problema.

Por cierto, ¿Por qué no hacer un referéndum sobre la Educación?

Mucho se habla de la Justicia fascista, ¿esa Justicia que metió en la cárcel a muchos de la Gürtel o al cuñado del rey? o ¿esa justicia que embargó la sede de CIU?.

La izquierda solo se manifiesta con gobiernos de derecha, y están esperando a que cambie el gobierno para hacerlo, mientras justifica, perdona y minimiza las mentiras continuadas del presidente del Gobierno (no es insultar, es referir), las subidas de la luz, los aumentos de impuestos a las clases bajas y trabajadoras y hace "cambalache" con los tiranuelos racistas locales.

https://elpais.com/sociedad/2019/09/04/actualidad/1567620513_637927.html

https://www.elespanol.com/sociedad/educacion/20200731/ninos-barracones-colegios-abastecen-prefabricadas-volver-septiembre/509200493_0.html

No es el mensaje es la enfermedad, Fackel.

Un saludo.


domingo, diciembre 26, 2021

RIDÍCULO DEL AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

 

 
Catedrático de Derecho internacional privado. Universidad Autónoma de Barcelona


Reproduzco este artículo de Rafael Arenas García


“La historia se pierde tras una niebla que cada vez se hace más densa.


El ayuntamiento de Barcelona -no un tuitero anónimo o un chaval que experimenta con su cuenta recién creada, el ayuntamiento de la segunda ciudad de España- publica un tweet en el que indica que el 25 de diciembre de 1933 el presidente de la Generalitat, Francesc Macià, había sido fusilado.


No hace falta tener una gran cultura para saber que Macià falleció de muerte natural, en un momento (1933) en que no había ningún conflicto abierto que pudiera explicar un fusilamiento.


Es decir, quien hizo el tweet no solamente no sabía cómo había muerto Macià, sino que desconocía completamente cuál era la situación en España en 1933.


Pero lo peor es que no sabía que no lo sabía, y rellenó su ignorancia con el cliché: presidente de la Generalitat muerto, seguro que lo fusilaron.


¿Quién lo fusiló?


¡Vaya pregunta! La autodenominada izquierda de hoy en día tiene claro que los que siempre han fusilado son el "trifachito" actual, a quien se identifica con Franco, con Falange, con la Inquisición o con quien sea en ese pasado ignorado e inventado que tan solo sirve como excusa para crispar aún más los debate políticos actuales.


A la izquierda le molesta el presente y no le interesa el futuro.


A la izquierda solamente le interesa recrear y agrandar una guerra que quiere ganar a toda costa y que extiende hasta llegar a nosotros y para atrás hasta donde haga falta; porque para ellos siempre ha habido podemitas luchando por la libertad en cada siglo y ocasión y fachas a los que derrotar en cada momento de esa historia de cómic que pretenden recrear desde las instituciones.


El tweet no es una anécdota. Lástima que su autor no hubiera hecho un hilo en el que desarrollara quién fusiló a Macià, por qué y en qué contexto. Aunque el hilo no esté es seguro que, aunque fuera en forma de nebulosa, su autor lo tenía en la cabeza.


Así sabríamos qué sabe de historia el responsable de la comunicación institucional del ayuntamiento de la segunda ciudad de España.


Y estos son los de la memoria histórica.


Poco nos pasa”.

domingo, diciembre 19, 2021

LA LECTURA Y LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS


Todo lo que se exprese en beneficio de la lectura es poco, sobre todo en estos tiempos en los que las nuevas tecnologías despiertan tanto interés y ocupan mucho tiempo. La lectura necesita atención, concentración, compromiso y reflexión, pues ya que oír o leer sin reflexionar es una ocupación inútil.   La  lectura  nos  permite  desarrollar  la imaginación, reflexionar sobre nuevas ideas, mejorar la ortografía, ampliar el vocabulario y adquirir conocimientos, y todo esto nos lleva  a formar y enriquecer el criterio personal.