lunes, abril 06, 2009

“EXPORECERCA JOVE” PROMUEVE LA INVESTIGACIÓN JUVENIL


Desde hace varios años vengo participando, como miembro del jurado, en Exporecerca Jove. El pasado fin de semana se celebró la X edición. Sólo quiero recordar el objetivo de este evento y reseñar algunas notas de esta edición: Autocito una de mis entradas de hace un año para los que estén interesados en saber más cosas y evitar repeticiones:
http://lperezcerra.blogspot.com/2008/04/exposicion-de-investigadores-jvenes.html


“Exporecerca es una feria de trabajos de investigación abierta al público, donde los participantes presentan en stands sus investigaciones. Se pretende fomentar el intercambio de experiencias, la convivencia y el conocimiento entre jóvenes procedentes de todo el mundo”.

Uno de los aspectos más gratificantes es verificar cómo estos jóvenes exponen oralmente una síntesis de sus investigaciones tanto a los miembros del jurado como al conjunto de los visitantes. Sólo por esta experiencia que requiere el evento ya está más que justificado el llevarlo a cabo, sin olvidar, claro está, el objetivo prioritario: fomentar la investigación.

De los diferentes stands que me ha correspondido evaluar quiero destacar tres: uno, por su calidad y los otros dos porque me han hecho mucha gracia y quiero compartirla con vosotros.

El trabajo “UN LIBRO PARA TODOS: LECTURA COMPARTIDA PARA NIÑOS CON DEFICIENCIAS VISUALES” de Elena Ortiz ("IES VILATZARA" de Vilassar de Mar), alumna de 2º de Btº, ha tenido tan buena acogida que se han volcado en el proyecto el Ayuntamiento de dicho municipio, la TV local, la ONCE y una entidad de ahorros dispuesta a financiar el proyecto. Elena hizo una exposición brillantísima, mostró los proyectos de cuentos con distintos códigos, incluido el Braile, y en lo que a mí respecta, no me planteó ninguna duda a la hora de evaluar dicho trabajo: máxima calificación. Enhorabuena, Elena.


Otro trabajo, este de carácter consumista y divertido, fue el titulado: ¿DE VERDAD TE AGRADAN LOS REFRESCOS DE COLA? llevado a cabo por M. M. de ESO. Después de explicarme y convencerme sin mucho esfuerzo de los daños y las casi nulas bondades de esta artificiosa bebida y la publicidad engañosa que la marca archiconocida lleva a cabo, me sometió a un test que consistía en degustar cuatro bebidas de cola sin identificar. La cuestión planteada era seleccionar la más agradable al paladar. Confieso que mi duda era cuál era la menos desagradable porque todas estaban sin refrigerar. Cuando le señalé el vaso concreto, el muchacho exclamó feliz:“¡Bingo!” Y tomó nota en un papel donde figuraban las estadísticas. Ante mi cara de asombro, me aclaró que la mayoría de los encuestados seleccionaban la misma marca “blanca”, muchísimo más económica que la chispeante “Coca Cola”. Pero lo que también me hizo sonreír fue la respuesta que dio a mi pregunta: “Supongo que tú, que has investigado sobre los daños que conllevan las bebidas de cola y la publicidad engañosa que empujan a su consumo, no debes beberlas?" El muchacho, sonrojado y divertido, me respondió: “Soy adicto a la cola, pero ahora he reducido en uno los cuatro vasos que acostumbraba a tomar durante las comidas”...

El tercer trabajo, y termino, es el que lleva por título: “UN TACÓN REGULABLE”. La alumna L. L. de ESO me aseguró que, aunque suene a extraño, todavía no está comercializado ningún invento similar al que ella propone que, como su nombre indica, permite a las usuarias regular los hipotéticos tacones de vértigo a su gusto e incluso eliminarlos. No doy detalles técnicos del invento porque todavía no está registrado. Espero que las amigas que, en su día, pasaron por esta casa y manifestaron su pasión por estos pedestales de la belleza no hagan uso de este artilugio regulador,salvo para elevarlos, cuando tengan a bien encontrarse conmigo...

22 comentarios:

  1. Resulta interesantísimo; y me agrada en especial es de compartir lectura.

    ResponderEliminar
  2. Me parece muy interesante el Exporcerca, aunque no comparto algunas de las cosas que fomentan, puedo pasar de Cocacola.. pero perdón pero de lo que no puedo pasar es de la identificación de la feminidad los tacones..

    Soy una apasionda de los zapatos y se puede decir que de los tacones, va a ser que esta investigación no me interesa... lo siento pero es que ver unos pies de mujer enfundados en unos zapatos que no sean de mujer no me dicen nada...

    Lo siento igual soy radical. pero permíteme serlo a favor de lo que es femenino.. Luis

    Besitosssssss

    ResponderEliminar
  3. A Corsario sin patente:
    Te aseguro que los cuentos que tuve el privilegio de ojear eran innovadores y estoy seguro de su éxito.

    A Lisebe:
    No acabo de entender el porqué de tu enfado, pero nunca te disculpes por opinar. El texto de la entrada es responsabilidad mía y no de Exporecerca, pero como mi propósito está muy lejos de querer molestar a nadie y menos a ti, he retirado la palabra - feminiddad - que tanto sinsabor te ha provocado.

    Más besitos, todavía, estimada Lisebe

    ResponderEliminar
  4. Que bueno es que se fomente la imaginación, sea cual fuere la excusa. Y en este caso parece ser bueno el resultado.
    Mis felicitaciones por tener el honor de formar parte del jurado.
    Un saludo desde este otro lado.

    ResponderEliminar
  5. A Gamar:
    La verdad es que se trata de una inciativa que comenzó siendo exclusiva de Cataluña y poco a poco van participando alumnos y centros escolares de otros ámbitos nacionales e internacionales...

    La mayoría de los trabajos son de tiempo técnico...Este año tampoco faltaban trabajos sobre la crisis financiera y económica.

    Saludos, colega

    ResponderEliminar
  6. Como disfrutaría este doctorcito viendo al simpar Luis Antonio como catador de cola.
    Y que fino y elegante sugiriendo que todas las mujeres deben subirse a un pedestal para hablar con él.
    Mi admiración eterna, maestro.

    ResponderEliminar
  7. Al Dr. Krapp:
    En breve haré un cursillo de cata de vinos. Me seduce más. Y en cuanto a lo de la elegancia solicitando que se suban al pedestal no significa, en modo alguno, que tenga estatura de jugador de basquet. Es una simple cuestión de estética, pero hay que ser muy prudentes porque estas demandas pueden interpretarse erróneamente. Ya me entiendes...
    La admiración es mutua, Dr.

    Por cierto, la alumna inventora del tacón regulable es de Ourense.

    ResponderEliminar
  8. Todo lo que sea estimular la imagibnación y la creatividad de la gente me parece muy bien, cuando ademas va dirigido a los jovenes entonces mejor, cuando encima se invita a los creadores a realizar una exposición de su trabajo, entonces la definición será de esplendido.
    De los trabajos presentados, por lo que supone de creatividad me gusta sobre todo el de los tacones, nunca he sido de aquellos a los que maravilla una mujer sobre grandes tacones (perdona Lisebe pero en ocasiones me parecen zancos), pero entiendo a aquella gente a la que si le gustan, mis fetiches van por otros caminos, pero realmente me parece un mundo inexplorado y una gran dosis de originalidad por parte de su creadora.

    Un abrazo.

    Por cierto te rogaría me dieses la información disponible para intentar convencer en el instituto de mi hijo para que preparen algún trabajo para el próximo año

    ResponderEliminar
  9. Querido Luis:

    En ningun momento ha sido un enfado.. tan solo ha sido una observación de la que no he sabido expresarme correctamente, cuando he dicho que no me interesa.. "quería dar mi opinión diciendo que los tacones sean como sean dejarían de llamarse tacones si no lo fueran.." me explico:

    Cuando se habla de reguladores de tacones.. yo entiendo que actualmente cada vez más se eliminan de los zapatos los tacones cosa que encuentro cómodo pero nada femenino, en ningún caso pretendo ofender con mi comentario a nadie y acepto`por supuesto los gustos de cualquiera Tumulario, pero , si nos fijamos un poco la mujer cada día elimina más de su armario los zapatos de tacón (no les llamo zancos) para ir más cómoda y de esta manera se puerde un poquito la feminidad .. claro es mi opinión como mujer de cierta edad no como joven de 18 a 2o y tantos años que buscan más la comodidad que lo bello.. a mi entender.

    En ningún momento ha sido un enfado Luis y menos contigo al contrario... es una "protestilla" por ésta juventud que sube sin un mínimo de coqueteria y feminidad..

    Creo que el fallo ha sido mio por no saber expresarme correctamente y lo que quería hacer con una leve prostestilla ha sonado a enfado..nada más lejos de mi intención querido Luis..

    Besitos y siento el malentendido.

    ResponderEliminar
  10. A Tumulario:
    El trabajo sobre los tacones regulables es un tanto anecdótico. De hecho son los trabajos científicos los que predominan. Te adjunto los datos que me pides y si hay algún problema me lo dices porque conozco a los que llevan el peso de la organización.

    A lo mejor en Madrid también hay algo parecido. No sé.

    INFORMACIÓN:
    MAGMA, Associació per Promoure la Recerca Jove
    Despatx S04B Universitat Pompeu Fabra
    c/ Ramon Trias Fargas, 25-27
    08005 Barcelona
    Tel. 935 421 700 - 652 502 883
    Fax 935 421 702
    www.magmarecerca.org

    Maria Martín, secretària de MAGMA, Associació per Promoure la Recerca Jove

    correu@magmarecerca.org

    ResponderEliminar
  11. A Lisebe:

    Más o menos ya está aclarado todo. ¿no? Sin embargo, estimada Lisebe, me vas a permitir que te diga algo obvio: tenemos que ser tolerantes y aceptar que la sociedad sea plural. Tan legítimo es llevar zapatos con tacón, sin tacón que con tacón regulable (si es que llegan a comercializarse), con chacletas o con "espardenyas"... Allá cada cual con sus gustos.
    Y sobre lo que se entiende por feninidad o no quizás también hay diversidad de criterios... ¿Por qué no le dedicas una entrada? El tema es prometedor...

    Muchos besitos, Lisebe

    ResponderEliminar
  12. Muy interesante tu reportaje Luis.
    Felicitaciones por tu participación como Jurado.
    Me gusta eso de que las Empresas financien los proyectos de los estudiantes y ése que narras en primer término lo merece sin duda.

    En qué aprieto has puesto al chico...ya lo veo contestándote.

    De los tacos regulables, no sé, tendría que verlo. Por mi experiencia, y ya sabes que la tengo y mucha, sé que un zapato alto se deforma cuando pretendemos bajarle el taco...y supongo que quedará menos elegante que un zapato que se ha diseñado bajo.
    Adoro los tacones, pero reconozco que hay ocasiones en que no pueden llevarse. Estoy muy acostumbrada a usarlos, pero si un día sé que tengo que caminar de la mañana a la noche elijo unos de taco medio, porque es preferible mantener la gracia toda la jornada y no perderla a media tarde por la fatiga.

    No he podido leer cómo habías empleado la palabra feminidad, pues he llegado tarde. No acuerdo en que la feminidad pase por los zapatos...pero no hay problema, si algún día camino a tu encuentro tengo con qué afrontarlo, está bien completa la colección. ¿Preferencias?

    Besitos

    ResponderEliminar
  13. Imagino que uno puede encontrar de todo, desde los más simple a lo mas tecno allí no?

    Debe llevar horas y horas recorrer con atención!

    Un beso

    ResponderEliminar
  14. A Mara y Cuyá:
    El muchacho del stand de la Cola tenía un gran desparpajo y simpatía. Y además se lo pasaba muy bien demostrando a los encuestados las mentiras de la publicidad y la torpeza de sus paladares...
    Respecto a los zapatos regulables, lo que me pareció más práctico fue la posibilidad de sacar el tacón. Lo de la regulación, sin duda, estropea la estética...La palabra “femenidad la saqué porque, como bien pensamos muchos, no tiene que ver con llevar o no tacones...
    Besitos

    A Colo:
    Si tienes interés por saber el título del conjunto de los trabajos expuestos tengo todo el listado. Lleva horas recorrer la exposición si tienes interés en escuchar a los expositores.
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Lo interesante de estas cosas es lo que se puede llegar a aprender... porque para estar ahí, defendiendo un stand, hay que prepararse...

    Me los imagino un tanto aturullados pero con muchas ganas... y eso es bueno... ¡Felicidades!

    Me hubiese gustado ver detalles de los tacones regulables... quizá algún día...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Hola Luis Antonio,
    soy Sara Llaberia, una de las presidentas de MAGMA. Me ha hecho mucha ilusión ver tu artículo, y me agrada mucho ver que ha creado tal debate.

    Para nosotros es muy importante haber llegado a celebrar 10 ediciones, y no lo podríamos haber hecho sin el soporte de entusiastas como tú. Muchas grácias.

    Quería puntualizar respecto al debate de los tacones regulables. No se trata tanto del tema, como del hecho que unos chicos de 12 años se han esforzado para hacer una pequeña aportación a nuestra sociedad.

    Lo que caracteriza la Exporecerca es que la organizamos jóvenes, para que otros jóvenes tengan la oportunidad de difundir sus proyectos de investigación. De cualquier tema, la única condición es que haya innovación.

    Os invito a todos a visitar la féria el año que viene, y te agradezco una vez más la difusión que estás haciendo de nuestro proyecto.

    Muchas grácias a todos!!

    Sara

    ResponderEliminar
  17. A Borraeso:
    Te aseguro que, en general, la mayoría de los alumnos se expresan con gran desparpajo y lo mismo lo hacen en catalán que en castellano. A gusto de los visitantes. Es una experiencia educativa fruto del esfuerzo de muchos – organizadores y participantes- que ponen una ilusión que se contagia a los que tienen la fortuna de acceder a este evento.

    Tú, que eres de Barcelona, podrías animarte a visitarlo en su próxima edición, la XI

    Besos

    ResponderEliminar
  18. Hola Sara:
    Me has dado una gran alegría con tu presencia en esta modesta bitácora. El debate se ha centrado en un tema anecdótico, ya lo sé, pero no creo que pase desapercibido el esfuerzo que hay detrás de trabal conjunto de los trabajos.

    Tengo constancia de que sois muchos los jóvenes que estáis arrimando el hombro para sacar adelante este proyecto, pero tampoco hay que olvidar a los veteranos como Manuel Belmonte y Tomás Padrosa que están en los orígenes de esta feria de la investigación, antiguos compañeros míos y de los que me considero amigo, y que siguen ahí al pie del cañón con una ilusión tan vital como la de los más jóvenes. Seguro que tienes constancia de lo que te manifiesto.

    Gracias por tu visita, Sara, y ya sabes que ésta es tu casa para lo que gustes. Un cordial saludo y espero tener la fortuna de saludarte en la próxima edición.

    Un saludo afectuoso

    ResponderEliminar
  19. Me lo anoto en agenda... Estas cosas hay que verlas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  20. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  21. Apreciado compañero
    Como tutor de la alumna Elena Ortíz y de su trabajo de lectura compartida, quiero decirte que hay un pequeño error en tu escrito, no hay ninguna subvención de entidad bancaria detras del trabajo. Quiero que quede claro pues en la Exporecerca habia varios trabajos que si que tenian aportaciones de cajas de ahorros; el nuestro tenia una aportación de 150 euros por parte del ayuntamiento local para poder comprar los materiales fungibles necesarios para poder llevar a cabo el trabajo.
    Te agradezco mucho la difusión que has hecho del mismo y os emplazo a visitar la web http://www.catvilassar.com/lecturacompartida/
    donde en breve se incorporará un video documental del trabajo.
    Muchas gracias y hasta pronto.
    Jesús Arbués
    jarbues@xtec.cat

    ResponderEliminar
  22. A Jesús Arbués:
    Pues ahí queda la aclaración con el deseo de que trabajos de esa índole, además de reconocimiento social, reciban ayudas materiales para que puedan beneficiarse los posibles receptores de ese trabajo tan meritorio.
    Aprovecho para felicitarte también a ti, Jesús, por el trabajo de asesoramiento y dirección que has llevado a cabo con esta alumna, Elena Ortiz, que me dejó un gratísimo recuerdo, sobre todo por la brillante exposición que hizo de vuestro común trabajo.
    Tomo nota de la dirección que me adjuntas y no te quepa la menor duda de que la haré servir.
    Un cordial saludo

    ResponderEliminar