jueves, mayo 02, 2019

¿Democracia o epistocracia?



El más grave límite a la democracia son los propios ciudadanos. La teoría democrática dice que cada individuo es soberano y libre de su decisión, pero la realidad nos muestra que los factores que determinan el voto muchas veces no son importantes. No siempre se vota con la cabeza, sino con los sentimientos, desde la ideología condicionante, y como se suele decir "con las tripas". Recuerdo haber visto a un votante que debía de tener muchas dudas y recitaba ante las papeletas aquello del "Pito pito colorito. Dónde vas tú tan bonito..."
Teóricamente todos los votos tienen el mismo valor, pero solamente desde  el punto de vista numérico. Desde el punto de vista cualitativo tiene más valor el que sale de la consciencia y formación del individuo, pero esto no lo tiene en cuenta el sistema democrático. De ahí, entre otras, sus limitaciones. Algunos, ante estos topes que brotan de la propia realidad que nos envuelve, se preguntan si no sería más pragmático que votasen solo los que aplican tales criterios...
Los defensores de la epistocracia frente al sufragio universal están aumentando tras el Brexit y el triunfo de Donald Trump...La epistocracia,  término acuñado por Jason Brennan en su libro Contra la Democracia, se entiende como "Un sistema en el cual sólo pueden ejercer el derecho a voto por sufragio electoral aquellas personas que tengan cierto conocimiento sobre Ciencias Sociales y se encuentren lo menos sesgados posibles"
Creen, los defensores de esta propuesta, que la mayoría de los votantes son unos ignorantes y que  se debería realizar un examen o cumplir unos requisitos mínimos para poder acudir a las urnas...

25 comentarios:

  1. Anónimo9:32 p. m.

    Merche: Hola Luis bt yo soy de esos que nombras en tu blog..... yo no estoy de acuerdo que mi voto valga lo mismo que el del acarreado, vendido, menos preparado!!!! La democracia aplicaría para un pueblo que tiene similitudes en preparación.... tristemente en Mexico somos muy diferentes las regiones las del sur es donde más pobreza existe y donde se dejan llevar por lo que les da el gobierno ...... los menos preparados los más pobres.... a pesar de que son los estados naturalmente hablando más ricos.....
    En Mexico la democracia desde hace tiempo se deformó en oclocracia!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no es comparable el caso de México con el de España. Se trata de un tema de debate que suele aparecer cuando se convocan elecciones.

      Me temo que la Ley nos obliga a todo estemos o no de acuerdo con ella. Lo más aconsejable será acatarla.

      Un abrazo, Merche

      Eliminar
  2. El ejemplo de lo que dices, que se vota con los sentimientos, quiero interpretar ahí las emociones, lo tienes en estas últimas Generales. Muchos por el miedo: a la involución, al crecimiento del sector inmovilista, a la unión de las derechas radicalizadas y extremistas...Otros por los prejuicios y la reacción populista frente a Cataluña, por ejemplo. ¿Racionalidad y pensamiento constructivo sobre programas y temas de gestión y gobernación del país? CERO.

    Yo creo que el sistema democrático tiene los límites que tenemos los ciudadanos. No funciona por generación espontánea, de ahí que en un país con escasa trayectoria democrática como el nuestro, si se compara con democracias occidentales más consolidadas, no tengamos aún un bagaje de cultura política y democrática más firme. Culpamos siempre a los partidos y a las instituciones, pero los partidos y las instituciones son reflejos y representación de nuestro propio nivel cultural, tanto del individuo como de la colectividad limitadamente interesada.

    No había escuchado hasta ahora lo de epistocracia (o atiendo poco y mal últimamente) Pero si se trata de lo que pones en letra azul veo un cierto tipo de exclusivismo, un clasismo de profesionales entendidos, de profesores de alto nivel que viven en su mundo de dirección de empresas, y deben considerar, por lo tanto, a la Democracia como una de sus empresas o bien un mercado de valores más donde buscar rentabilidad o ignorarla. Bueno, en cierto modo, algo de ello hay con la caída hace un tiempo desde ciertas facultades del plantel de politólogos o poseedores de másteres que estructura y monta partidos y pretende interpretar la realidad a su manera, no siendo eso lo peor, sino que pretendan que los demás asumamos desde nuestras ignorancias y limitaciones sus planteamientos.

    No sé. La cuestión del poder, incluso en las representaciones de elección democrática, siempre fue cosa de minorías. Y de manipulaciones. Para ello todo competidor político juega con las manías de la sociedad plural, los prejuicios, los miedos, los impulsos violentos más o menos reprimidos, las aspiraciones frustradas, etcétera. Difícil separar la racionalidad de lo que habría que debatir para elegir representantes y medidas a gestionar de ese ámbito de sentimientos y raíces ideológicas que aún siguen pesando, incluidas las religiosas.

    Gracias por la información, Luis Antonio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una gran verdad eso de que "los partidos y las instituciones son reflejos y representación de nuestro propio nivel cultural".

      Sin duda alguna, lo de "epistocracia" suena a elitismo clasista, pero es inevitable que una y otra vez surja el tema cuando se participa en procesos electorales. El tecnicismo mencionado se puede sustituir por expresiones más sencillas y populares. Al final acabas llegando al tópico de que la democracia es el menos malo de los sistemas para elegir a nuestros representantes.

      Un abrazo cordial

      Eliminar
  3. Esta idea ya se la leí a Hobsbawm (Guerra y Paz en el Siglo XXI), aunque él no la dejaba caer de forma tan rotunda, su postura era más ambigua, no sé si por eso de que no le echasen a los leones.

    Y creo que Vargas Llosa también lo insinuó cuando en el 90 fue derrotado en la elecciones peruanas contra Alberto Fujimori, desde luego el escritor tenía un cabreo morrocotudo.

    Es una cuestión que se suscita regularmente. Más allá del posicionamiento de cada uno, y antes de echarse las manos a la cabeza, la reflexión serena y el debate son saludables.

    Me parece un asunto complejo, no hay que caer en la simpleza de reducir las sociedades a una élite intelectual versus el vulgo inculto. Habiendo incultos, quien lo va a negar, son muchos más los afectados de apatía, son dos naturalezas diferentes, los apáticos también se dejan llevar por las corrientes… sean cultos o incultos, pues cunde en ellos el desánimo.

    Si asumimos que la democracia no es un sistema perfecto, sino el menos malo, tenemos que convivir con sus paradojas, sus parches, sus imperfecciones al fin y al cabo.

    "La paradoja de la democracia es que es el poder del pueblo que se ejerce sobre el pueblo". Comentó Sartori.

    Del famoso politólogo italiano me tuve que leer su Teoría de la Democracia en los tiempos universitarios, un hombre comedido y sensato… pues me lo encuentro con noventa y pico años en una entrevista, esas edades en las que a uno ya le trae al pairo el que dirán, y dice esto, favorable a conceder permisos de residencia en Europa a los refugiados musulmanes, pero con condiciones, ahí va:

    «A esa gente se le daría la residencia permanente, transmisible a sus hijos. Pero no el derecho al voto.

    ¿Y por qué no el voto?

    Porque, si se les da el derecho al voto, en 40 años en Italia y muchos países europeos podría gobernar un partido musulmán que implantase la sharía, el Estado islámico.»


    Una contestación para “rumiarla” un tiempo.

    Aquí en nuestro terruño, tengo una lectura clara tras las elecciones, la gente no ha votado tanto para aupar a unos, como para frenar a otros. la gente no ha votado a favor de Pedro Sánchez, sino en contra de Abascal. ¿Implica esto una ausencia de ideas? No lo tengo claro. Dirán miedo, tal vez. Prefiero pensar en el sentido común.

    Usar el voto como dique de contención. Pues mira, amigo Luis Antonio, viendo a los de la derechita valiente (los críticos a la derechita cobarde, que tampoco me gustan) allá lejos, bienvenido el voto del vulgo. Una estrategia (¿el vulgo usa estrategias?) popular de lo más legítima, viendo el “fuego” bajo control.

    Un fuerte abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece ser que Séneca ya se expresó en parecidos términos. O sea que la idea ya tiene historia...

      Como bien supones, mi entrada no tiene más objetivo que el de suscitar reflexión y debate respetuoso. Salga o no la luz de ambos...

      Determinar quiénes son los capacitados para votar con fundamento y criterio no es nada fácil y no se me ocurre cómo resolver tal problema.

      Muy agudo lo que citas de Sartori. Al margen de la imperfección de la democracia conocida, cualquier decisión importante se ha de someter a la misma. No sé si con el tiempo se hallará una forma de participación más convincente...

      Sobre el porqué del voto a Pedro Sánchez hay muchas teorías. Que se sitúe en una posición de centro izquierda moderada ha tenido mucho que ver. La referencia que haces a Abascal es otra...Supongo que hay muchas más.

      En cualquier caso, nada que objetar a los resultados de tales elecciones. El pueblo tiene la última palabra. Dicen...

      Un abrazo grande

      Eliminar
  4. Alguien no se donde defendía la aristocracia, no en el sentido antiguo de nobleza, sino en el significado de la palabra "el gobierno de los mejores", quizás no ande muy desencaminado. Sobre derechas e izquierdas en este país hay mucho que hablar, porque el actual presidente del Gobierno, el doctor "cum fraude" en economía voto tres veces a favor de las preferentes , se ve que eso es ser de izquierdas y progresista; pero no se cansa, después de haber apoyado de forma activa la mayor estafa a los ahorradores de la Historia de este país, va dando lecciones morales al personal. También es ser de izquierdas hablar mal de la banca privada y defender la publica, cuando ha sido la pública la que nos ha costado 60.000.000.000 de euros a los contribuyentes, porque no se ha rescatado al BBVA o al Santander, se ha rescatado la banca publica atracada por los personajes del PP, PSOE, IU CCOO y UGT apoltronados en sus consejos de administración y que se han ido de rositas. Y el vulgo les cree, lo que demuestra que el vulgo somos gilipollas.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sigo pensando que los conceptos "izquierdas" y "derechas" han quedado un tanto desfasados. Cada vez se usan más los términos "progresistas" y "conservadores"...Y el "centrismo" también está en plena ebullición...

      Saludos, Temujin

      Eliminar
  5. Crea idiotas y votaran a idiotas. Lo leí el otro día y me pareció muy acertado. No creo que sea casualidad que la gente vote sin criterio alguno, favorece el sistema.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y en muchas escuelas, lamentablemente, más que enseñar a pensar se enseña qué pensar... Y de eso tú sabes más que nadie. No en vano sigues en activo.

      Abrazos

      Eliminar
  6. Para tener un criterio mas o menos razonable , hay que haber tenido algo de " afición " , interés , preocupación , inquietud , posibilidades de información " limpia ", desgraciadamente pienso que en este país en particular y que por razones que todos conocemos o al menos deberíamos de conocer , no suele ser lo habitual y lo digo después de haber estado en muchos países, por lo tanto pienso que desgraciadamente " algunos " votos , quizás demasiados , son emitidos , digamos " frívolamente ", es difícil decir que la democracia es un buen o mal sistema , pues depende muy mucho de la " educación `política de muchos ciudadanos , y además después de todo esto , esta que una vez votado , la calidad , la integridad , la honestidad y hasta la formación adecuada de los elegidos, que por desgracia en este país y vistos los resultados hasta ahora no son ningún ejemplo de calidad para una inmensa parte de la ciudadanía , lo siento , pero lo que conozco , veo y percibo ,todos los días en las vidas de las gentes de este país , me llevan expresarme des esta manera . Un saludo cordial LUISANTONIO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, pero a veces pienso que los políticos no son mejores porque las personas realmente capaces, que la hay, se dedican a otros menesteres dado el desprestigio que tiene la casta política...

      Saludos cordiales, galanygarciah

      Eliminar
  7. Eso es fascismo no es epistocracia o como coño se le llame. El sufragio universal, del que algunos que se creen por encima de la masa común reniegan, costó muchas vidas en el siglo XIX y parte del siglo XX. Por ella lucharon campesinos y obreros, jóvenes y viejos, burgueses y mujeres. Hablar del voto censitario es volver a las cavernas o repetir el discurso de Adolph Hitler cuando atacaba a la democracia y decía que el voto de una campesina bávara no podría tener el mismo valor que el de un catedrático de Heidelberg.
    Es tan ridículo que algunos eruditos lo planteen tal como si se volviese a cuestionar la reimplantación de la esclavitud.
    Otra cosa es que al democracia se limite a poner la papeleta en una urna y no avance hacia un sistema de participación más plena.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. últimamente se está desgastando el término "fascismo". Muchos independentistas catalanes tachan de fascistas a los que no comulgan con sus ideas...

      Lamentablemente, como bien señalas, la democracia es algo más que depositar una papeleta en una urna...

      Un abrazo

      Eliminar
    2. Me limito a repetir lo que Hitler, Mussolini o Primo de Rivera escribían o decían. Eran partidarios del voto censitario o de grupos sociales diferenciados. Recordemos como el franquismo, un régimen de base inequívocamente fascista, instauró aquello.
      Así se componían las Cortes Generales

      Los miembros del Gobierno.
      Los Consejeros Nacionales.
      El Presidente del Tribunal Supremo de Justicia, el del Consejo de Estado, el del Consejo Supremo de Justicia Militar, el del Tribunal de Cuentas del Reino y el del Consejo de Economía Nacional.
      Ciento cincuenta representantes de la Organización Sindical.
      Un representante de los municipios de cada Provincia elegido por sus Ayuntamientos entre sus miembros y otro de cada uno de los municipios de más de trescientos mil habitantes y de los de Ceuta y Melilla, elegidos por los respectivos ayuntamientos entre sus miembros; un representante por cada diputación provincial y mancomunidad interinsular canaria, elegido por las corporaciones respectivas entre sus miembros, y los representantes de las corporaciones locales de los territorios no constituidos en provincias, elegidos de la misma forma.
      Dos representantes de la familia por cada provincia, elegidos por quienes figuraban en el censo electoral de cabezas de familia y por las mujeres casadas.
      Los rectores de las universidades.
      El presidente del Instituto de España y dos representantes elegidos entre los miembros de las Reales Academias que lo componen; el presidente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas y dos representantes del mismo elegidos por sus miembros.
      El presidente del Instituto de Ingenieros Civiles y un representante de las asociaciones de ingenieros que lo constituyen; dos representantes de los colegios de abogados; dos representantes de los colegios médicos. Un representante por cada uno de los siguientes colegios: de agentes de cambio y bolsa, de arquitectos, de economistas, de farmacéuticos, de licenciados y doctores en Ciencias y Letras, de licenciados y doctores en Ciencias Químicas y Físico Químicas, de notarios, de procuradores de los tribunales, de registradores de la Propiedad, de veterinarios y de los demás colegios profesionales de título académico superior que en lo sucesivo se reconozcan a estos efectos, que serían elegidos por los respectivos colegios oficiales. Tres representantes de las cámaras oficiales de comercio; uno de las cámaras de la propiedad urbana y otro en representación de las asociaciones de inquilinos, elegidos por sus juntas u órganos representativos. Todos los elegidos por este apartado deberán ser miembros de los respectivos colegios, corporaciones o asociaciones que los elijan.
      Aquellas personas que por su jerarquía eclesiástica, militar o administrativa, o por sus relevantes servicios a la Patria, designase el Jefe del Estado, oído el Consejo del Reino, hasta un número no superior a veinticinco.

      Eliminar
    3. Las Cortes Generales franquistas estaban constituidas por adictos al régimen. Nada que ver con personas independientes, preparadas y con criterio digno de ser tenido en cuenta.

      Te he enviado el libro CONTRA LA DEMOCRACIA por e-mail. Creo que vale la pena echarle un vistazo. Como mínimo sirve para alimentar el debate...

      ¿Es mejorable la Democracia? ¿Por qué no? Quizás tengamos que plantearnos este interrogante para debatir y "no dormirnos en los laureles?

      Un abrazo

      Eliminar
    4. Eso es un espanto, no me vendas un juguete averiado.
      ¿Quién decide quién está preparado y quién no?
      Elitismo disfrazado de eficacia.
      Clasismo oportunista para que los se consideran mejores no se manchen con la chusma.
      Desprecio a los valores que constituyen lo mejor de nosotros mismos desde la Revolución Francesa: libertad, igualdad y fraternidad.
      Solo las élites temen al pueblo por eso necesitan argumentos que justifiquen su sentido de la superioridad no vaya a ser que se demuestre que son también unos mierdas.
      Vete con esas milongas a los chicos con síndrome de Down tan alegres por haber votado en estas elecciones.

      Eliminar
    5. Cuando leas el libro, si es que lo haces, podrás opinar con criterio

      Eliminar
    6. No voy a leer ese libro, no voy a leer nada que cuestione desde una perspectiva elitista una conquista social tan elemental como el sufragio universal. No voy a leer ese libro como no leería ningún libro que defienda la esclavitud o el racismo. No leeré ese libro como no leeré Mein Kampf es cuestión de principios. Opino con mi criterio, el que tengo, curtido por muchos años de experiencia personal y de actitud ante la vida. Ninguna lectura del último ensayo de moda va a cambiar mi pensamiento sobre las cuestiones básicas que han forjado mi forma de ser y estar en el mundo.

      Eliminar
  8. Para la mayor parte de los teóricos de la democracia, cualquier innovación institucional que contravenga el principio de “una persona, un voto” sería injustificable. Pero esto se asume como un dogma, sin que exista un argumento filosófico robusto de por medio. Me consta que hay debates sobre ello en diferentes foros. Al tiempo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es un comentario extraño ¿Argumento filosofico? Todos los humanos son iguales y merecen tener los mismos derechos políticos. Ni dogmas ni chorradas.

      Eliminar
    2. Te veo muy alterado. Mi propósito era provocar un debate respetuoso. Nadie quiere dogmas. El diálogo bien entendido puede ser gratificante. Las descalificaciones no ayudan nada y tomar el rábano por las hojas... tampoco.

      Eliminar
    3. No estoy nada alterado, solo argumento. No deduzcas conclusiones emocionales en un debate ideologico, no es justo ni propio. Descalifico argumentos absurdos que no hay por donde cogerlos.
      Es cuestión de principios, yo creo en los principios.
      Aquí nadie está faltando al respeto a nadie. Las personas son respetables, las opiniones no.

      Eliminar
  9. Yo voto por el sufragio universal... es un sistema cuantitativo y es mejor que el cualitativo... cada cual puede hacer con su voto lo que le dé la gana y sus razones tendrá... el voto cualitativo es siempre pro sistema... y el sistema es "por sistema" programador e inductor de idearios... abogo por la libertade total de voto con derecho a acierto o a error...

    Tal como dices, la cosa viene de lejos... pero no debemos dejar que nos alcance... Yo estoy en la línea del Doctor Krapp, aunque yo lo hubiera dicho de otra manera...

    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi conciencia me dice a las claras que no hay, hoy por hoy, mejor sistema de participación política que sufragio universal, pero a veces se produce una lucha interior entre ésta y los sentimientos. Es lo que me ha pasado al observar como viven no pocos el acto de depositar las papeletas en las urnas. Sin embargo lo que pretendía con esta entrada era provocar debate y se ha conseguido. El mismo asunto se ha planteado en otros foros internacionales...Luego no es un tema baladí.

      Gracias por tu aportación y por las formas.

      Un abrazo

      Eliminar