martes, abril 01, 2014

¿IGLESIA BELICOSA?


Hace 75 años que finalizó la Guerra Civil Española. Durante el largo período de la Dictadura solo existía una versión de esta contienda: la de los vencedores. Es cierto que la verdad absoluta sigue y seguirá siendo inalcanzable, pero no así las verdades parciales y relativas que aportan cierta grado de luz que permite atisbar, al menos, el porqué y las consecuencias de semejante contienda.

El porqué, aunque no pocos se nieguen a aceptarlo, es muy complejo, pero se puede formular de una manera que quizás peque de simpleza. La guerra comenzó porque un golpe militar contra la República fracasó y la sociedad quedó fragmentada en dos bloques antagónicos que no encontraron más camino que el de la contienda para dirimir sus enormes diferencias. La Iglesia en ningún momento desempeñó el papel de conciliadora que cabría esperar de una Institución que presume de principios y valores. Más bien todo lo contrario, se comprometió con una de las partes, bendijo ese alzamiento y lo elevó a la categoría de Cruzada.

Julián Casanova, autor del libro "España partida en dos", aborda el papel que desempeñó la Iglesia antes y durante la contienda civil. Ya iniciada la guerra, la sociedad estaba polarizada entre los enemigos y partidarios de la religión y del clero. Cito un texto muy expresivo de la obra mencionada:

"El caso es que en una zona los curas querían confesar a toda costa a los rojos y obligarles a gritar "¡Viva Cristo Rey!" antes de morir y en la otra quienes mataban a los curas les obligaban a blasfemar, a sumergirse en el último soplo de vida en la apostasía. Así de religiosa, por exceso o por defecto, resultó aquella contienda! (págs. 75-76) 

Las consecuencias, tras casi tres años de enfrentamientos, fueron trágicas. Los números lo dicen todo: casi 600.000 víctimas mortales; 270.000 reclusos del bando republicano; alrededor de 50.000 ejecutados entre 1939 y 1946 más los incontables muertos por enfermedad y desnutrición y cientos de miles más del bando perdedor que se vieron obligados a emprender el penoso camino del exilio hacia ámbitos más hostiles que hospitalarios. Los daños morales, inconmensurables. También se cifran en 108.000 el número de cadáveres de republicanos españoles que siguen enterrados en fosas y cunetas y cuyos familiares siguen sin comprensión ni ayuda del Estado para rehabilitar su memoria. 

Ayer, sin que viniese a cuento, el Arzobispo de Madrid, Rouco Varela, pronunció una homilía de carácter político en el funeral de Estado de Adolfo Suárez celebrado en la catedral de la Almudena. Instrumentalizar a los difuntos es, además de faltarles al respeto, indecente. Traer a colación el recuerdo de esa Guerra Civil que causo tanto dolor fue un acto de esa índole. Decir que si "los hechos y las actitudes" que desataron la Guerra Civil "la pueden causar" de nuevo es un auténtico disparate desde el punto de vista histórico y emocional. Por un momento tuve la sensación de estar escuchando un mitin en el que se nos adviertía que nos estamos haciendo merecedores de  otra guerra civil, como si las circunstancias actuales tuviesen algo que ver con las que precedieron a las de la Guerra Civil...

La división que hay en la sociedad actual no es entre creyentes o no; entre monárquicos y republicanos, sino entre los que (des)gobiernan desde la corrupción favoreciéndose a sí mismos y a unos pocos y la mayor parte de la sociedad que sufre las consecuencias. Suponiendo que lo que pretendía este prelado era advertirnos de ese riesgo, que es mucho suponer, lo que realmente consiguió fue echar más leña al fuego. A veces me pregunto por qué la Iglesia ejerce tanto protagonismo en toda suerte de conflictos bélicos y sociales... Que el Papa Francisco sorprenda al mundo porque hace campaña a favor de los más necesitados es significativo, ¿no? 

P.D.: Quizás habría sido más justo eludir el nombre genérico de Iglesia y hacer referencia a determinadas jerarquías eclesiales...

35 comentarios:

  1. No te equivoques, "más justo eludir el nombre genérico de Iglesia y hacer referencia a determinadas jerarquías eclesiales..."
    Yo creo que los personajes como Rouco Varela, Paco Maruhanda, los presidentes de la patronal etc. No engañan a nadie, el problema está en la gente que no quiere darse cuenta de los fines que persiguen, Está gente (que se nos hace repelente) se atreve a decir lo que otros ocultan para matenerse en el poder.
    Eso es lo que precismente ha hecho la iglesia durante 2000 años, y si nos vamos a otras civilizaciones como la egipcia, te darás cuenta que siempre es lo mismo, poder, poder, poder.....todo se repite.
    k pases un buen dia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, pero tampoco hay que ignorar que dentro de la Iglesia hay personas y hasta instituciones que, al margen de la línea que marca la jerarquía, llevan a cabo una labor merecedora de reconocimiento y gratitud. Digo esto conocimiento de causa. Esto demuestra que la Iglesia es plural y que las generalizaciones pueden ser injustas.

      Un cordial saludo

      Eliminar
  2. Totalmente significativo, tanto que a veces, siguiendo la trayectoria de la iglesia, da que pensar si no será todo un artificio para que volvamos a creer en ella.
    Rouco Varela es hartamente conocido por sus diatribas algo venidas a menos por aquello de ser un representante eclesiástico, pero punzantes siempre.
    Como las de otros muchos representantes, todo ha que decirlo.
    Sinceramente, la iglesia se hace un flaco favor teniendo es sus filas a determinadas personas que lo único que consiguen es alejar aún más a una población más que saturada ante tanta ignominia gubernamental y política en general.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo la sensación de que este hombre, Rouco Varela, al no disponer de la plataforma pública que le facilitaba su condición de Presidente de la Conferencia Episcopal, aprovechó la que le brindaba el funeral para hacerse notar. Como siempre...Que en vísperas del 75 aniversario del fin de la Guerra Civil dijese lo que dijo es intolerable. Y además, instrumentalizando al difunto Adolfo Suárez...

      Besos

      Eliminar

  3. Me han encantado tus palabras LUIS ANTONIO, al mil por mil de acuerdo, hasta tu matización del final me parece muy acertada. Porque es verdad que una cosa son las jerarquías eclesiásticas y los esbirros que les sirven para fines que nada tienen que ver con la espiritualidad profunda que sienten algunas personas más allá de toda creencia e ideología y otra, lo que estos sicarios con sonata desparraman encantados de haberse conocido.

    Se habla de fanatismo islámico y ese mismo fanatismo existe en la iglesia católica, entre todos los practicantes de todas las religiones y creencias de todo tipo. Ese fanatismo es el que urdió y desembocó en nuestra tristísima contienda pasada. Todas las iglesias que sin embargo están formadas por millones de personas diferentes que nada tienen que ver con estos extremistas ávidos de poder terrenal, alejados más que nadie de esa fraternidad o solidaridad que tanto predican, que lo embarran todo, lo arrastran todo y solo siembran cizaña donde deberían sembrar armonía y entendimiento.

    A mi también me pareció indecente la homilía de Rouco Varela, él me parece indecente, todos estos corruptos de mente o de bolsillo me parece que son los que nos están convirtiéndonos en una sociedad indecente y si a esto le sumamos la desesperación de la gente todo desemboca en indecentes guerras fraticidas, donde la sangre de inocentes chorrea por todas partes. Que se derrame sangre por el motivo que sea es indecente.

    Mil gracias LUIS ANTONIO, me pareces una de las personas más decentes y coherentes de cuantas tengo la suerte de leer por aquí, un beso enorme de grande, como tu corazón, que soma siempre aun sin querer en todas tus letras Muaaaaaaaaaks!! mi querido porfe;))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A la Iglesia, no. pero a ti casi te prefiero más belicosa. Te has pasado con los elogios, estimada María. Corro el peligro de creérmelos y caer en eso que tanto desprecio: la vanidad...

      Solo te permito exagerar en lo de los Muaaaaaaks...

      Eliminar
    2. Te aseguro que aquí, para bien o para mal solo digo lo que siento y te aseguro también que si te supusiera vanidoso no te diría nada de lo que te he dicho, así que te aguantas y te lo quedas todo jaja mmuaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaks!

      Eliminar
    3. Presumiré, eso sí, de haber recibido uno de los muaaaks más largos. Gracias, María

      Eliminar
  4. Solo hay que oír las ultimas declaraciones de esta eminencia de arzobispo.. "Rouco asegura que los 'hechos y actitudes que causaron la Guerra Civil la pueden volver a causar'... creo que se aclara muy mucho tu duda..
    Un abrazo.
    elperroverde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Decir eso en vísperas del 75 aniversario de finalizada la Guerra Civil es tener muy mala sombra, por no decir otras cosas...

      Un abrazo, amigo Pedro

      Eliminar
  5. Lo dijo un tal Jesus de Nazaret al que algunos llaman Jesucristo y lo dijo claro, muy claro:

    “Al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios” (Mt. 22, 21).

    Un funeral catolico es un hecho religioso, el himno nacional no, pues este incluye a catolicos y a los que, como yo, no lo somos. Suarez, una persona honrada y que hizo un gran trabajo (con sus pros y contras, pero un gran trabajo), si quiere ser enterrado en el rito catolico, me parece bien, como me parece bien que asistan los que quieran del gobieno o no, que los catolicos no quieran fornicar nada más que para la procreacion, alla ellos,ministros o no, pero un rito religioso no es un acto de estado, es un acto religioso y tiene validez para los creyentes de esa religion, no para el resto, que como yo, ni creemos en dios, ni falta que nos hace. El involucrar la bandera de España como si estado y religion fuesen uno, es un acto, cuando menos, medieval, donde los principes de la iglesia coronaban a reyes y les enterraban como si estado e iglesia fuesen lo mismo y NO lo son. Al igual que es penoso la alergia que tienen algunos que para ser de izquierdas reniegan de la bandera, la bandera es de todos, de izquierdas, de derechas, de catolicos y de ateos; el apoderarse de los signos de identidad nacional por una parte de la sociedad, bien porque se apoderan o bien por dejadez del resto, no trae nada bueno.
    La religion atañe a la intimidad de las personas y no es bueno que lideres religiosos del "pelo" que sean, se metan en politica, pues eso significa teocracia y es un regimen de funestas consecuencias como ya se ha demostrado a traves de la Historia, ya lo dijo el tal Jesus de Nazaret y lo dejo reflejado en Juan 18:36, "Mi reino no es de este mundo"
    No se como les sentaria a los poderes de la Iglesia que el Estado les dicte las normas en su organizacion, que les digan lo que pueden y no pueden hacer en el ambito religioso, siguiendo su proceder en el ambito politico donde quieren imponer sus ideas a cristianos y a quien no lo son.

    El riesgo de guerra civil en este pais es alto, muy alto, que yo sepa no hay un siglo donde no nos hallamos pegado entre nosotros, eso es asi. Por el momento llevamos 75 años de supuesta paz y sinceramente no creo que lleguemos al siglo y eso aparte de Rouco, tambien lo creo yo.
    Tenemos el tema catalan que esta llevando a un choque brutal, la gente ya busca enemigos al lado, buscamos culpables y algunos señalan con el dedo, ese nos roba dicen, suma eso a una crisis brutal, un pais cainita y tienes el caldo de cultivo adecuado.
    Siento ser realista aunque algunos lo llamen pesimista, pero aqui no hemos estado un siglo sin guerra y no creo que lo estemos. Ya sabes lo que dicen de la Historia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La bandera es de todos, pero cuando se exhibe fuera de contexto - por ejemplo en un partido de fútbol entre dos clubes cualesquiera - o se la apropian indebidamente los de un partido - el PP, por ejemplo - puede verse con otros ojos.... A mí me habría gustado que se cambiase al tiempo que se aprobó la Constitución actual...

      Espero que tus augurios sobre el riesgo de otra guerra civil estén totalmente errados. Personalmente, en lo que este asunto se refiere, no tengo ningún temor, por ahora...El tema catalán no conducirá a eso porque los mismos que piden la soberanía rechazan la violencia como camino para conseguirla. Y espero que a los otros no se les ocurra mejor manera de acallar esta demanda que haciendo uso del Ejército. Por favor...

      Me preocupa infinitamente más el problema del paro y de los recortes. Fijo.

      Eliminar
  6. Por cierto esos de arriba los "Pauperes commilitones Christi Templique Salomonici" alias "Templarios", en principio, no se metian en politica, tan solo protegian los caminos de peregrinos y hacian algunas veces de banqueros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo que eres un experto en descifrar imágenes históricas, pero por más que los miro no veo más que actitud guerrera en sus gestos... Y como banqueros, que dices que eran, tampoco facilitan que se les solicite un crédito.Jajaja...

      Saludos

      Eliminar
  7. Los radicales, como Rouco o los que ahora nos gobiernan, no se conforman con rechazar ideas distintas a las suyas sino que le profesan un profundo odio a esas ideas y a quienes se atreven a defenderlas. No dudarán en declarar una guerra para satisfacer su ego. No creo, no obstante, que corramos el peligro de sufrir esa guerra a la que hace referencia Temu. La sociedad ha avanzado, esto es innegable pese a que unos cuantos individuos se hayan quedado anclados en el pasado, y hoy en día tenemos numerosos recursos para evitar que gente de esta naturaleza nos conduzcan a tan fatal desenlace. Ahora bien: Tenemos que usar esos recursos o de lo contrario no evitaremos la catástrofe.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La Iglesia tenía el monopolio de la enseñanza antes de la República y también controlaba la vida de los ciudadanos a los que predicaba una doctrina históricamente conectada con la cultura conservadora: obediencia a la autoridad, redención a través del sufrimiento y confianza en la recompensa del cielo...

      Eso explicaría, en parte, el anticlericalismo de una parte de la sociedad y el antagonismo con la otra.

      Como tú, también creo que las circunstancias actuales poco o nada tienen que ver con las que condujeron a la guerra civil...

      Un saludo, Manuel

      Eliminar
  8. Creo que el fanatismo de la índole que sea genera malestar en todas las épocas.La jerarquía eclesiástica si esta en manos de gente con cerebro pueden llegar a negociar ...pero, cuando un príncipe como Rouco que ya esta en declive; no le queda otra que alzarse con el verbo y la crespacion.Es un ídolo caído nadie aboga por Rouco y es evidente que ya se le ha relegado de su anterior cargo: la homilia a Suarez seguramente sera el último acto público en que aparezca.Aunque en la sombra puede seguir tocando las narices por igual.

    -A la Pasionaria , le gustaba escuchar hablar a los curas, pero como transmitian sus credos o mover las masas(hablamos de una España analfabeta en su inmensa mayoría) pero de ahí a seguir sus desinios: eso es, otra cosa.

    A lo largo de la historia los fanatismos religiosos han generado altercados siempre.

    Un abrazo Luis Antonio

    PS: y que prevalezca el sentido común,aunque sea el menos común de los sentidos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Es muy posible, como bien dices, que Rouco Varela nunca más vuelva a tener tanta audiencia como en esta ocasión ...y por eso la aprovechó con creces. Esperémoslo...

      Un abrazo, Bertha (ahora, sí)

      Eliminar
  9. En cualquier época de involución, 'ellos', sin importar el credo, intentan retroceder, porque tanto como lo consigan... aumenta su cuota de poder, en su día omnímodo, Con los resultados que a la vista están... y hablan por si mismos.

    Da lo mismo, como los nombres. Lo que es, es! y a la vista está.

    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es evidente - ahí está la historia - que en el universo cultural del clero español, el catolicismo solo puede coexistir felizmente con un régimen autoritario y conservador. Eso, a todas luces, es retroceder...

      Abrazos, Cristal

      Eliminar
  10. ¿Iglesia belicosa?... No puede ser, es imposible (jajaja). Por supuesto, aunque suene contradictorio, esa ha sido siempre su señal más notoria. Por un lado, el río ficticio de palabras sobre la paz y el amor, y por otro... la cruda realidad de unos intereses absolutamente materialistas.

    En fin, menos mal que algunos (fuera o dentro de esa iglesia) siguen, como buenamente pueden, los necesarios valores éticos.

    Un abrazo, Luis Antonio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una auténtica gozada, amigo Antonio, recibir tu visita..,

      Es realmente penoso que la imagen de la cruz esté con harta frecuencia acompañada de la espada. Ahí está la historia...

      Un abrazo y hasta pronto, Antonio




      Eliminar
  11. Yo tampoco me creo mucho lo del Papa Francisco. No sé. Creo que es un momento muy propicio. Cuando a la gente le falta de todo, se vuelve hacia la fe, necesita creer en algo y solo hay que encontrar la manera de llegar hasta ellos.
    Al hilo de esto, me viene a la memoria un programa de radio que escuché el otro día. Hablaba una monja sobre la crisis, la desigualdad, todo verdades que todos sabemos. Lo que me llamó la atención es el lenguaje que estaba utilizando, casi al borde de lo barriobajero, pero muy locuaz, parecía muy convincente, hasta el punto de que me quedé parada para seguir escuchando con mayor atención. De repente pensé si todo lo que estaba diciendo no sería una auténtica farsa articulada. Iba a comenzar un programa de cocina (¿una monja en la cocina en la tele?) Bueno, porqué no, pero algo me sonaba a falso, no lo veía, por más que intentaba darle credibilidad no podía evitar pensar que o bien era una enviada del convento o bien cuando llegara de vuelta a él le habían hecho la maleta.

    Lo peor de todo es cómo se juega con el sufrimiento de las personas y cómo los que verdaderamente sienten esa fe, y les sirve vivir con ella, entran en el mismo saco.

    Besos y abrazos, Luis Antonio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por ahora son palabras, pero no me negarás que el Papa Francisco está sorprendiendo a propios y a extraños... Al tiempo.

      Supongo que te refieres a Sor Lucía. Esta monja argentina, afincada en Catalña desde hace bastantes años, es muy popular porque canta las verdades sin rubor alguno. Me cae muy bien y no descarto dedicarle alguna entrada...

      Muchos besos, Angie

      Eliminar
    2. No la conocía. Seguro que es ella, y si lo es te digo que la primera impresión que me dio es la de que quería evangelizar y una forma de hacerlo es acercándose a la gente a través del lenguaje que cree que usamos. A mí me sonó falso. Ahora ya he visto que tiee, Facebook, Twitter, programa de radio e incluso he encontrado un blog, "A los pies de Jesús", donde habla de ella y literalmente dice: "Tengo un espacio de Radio en la Cataluña Central llamado “Punt de Trobada” en la Cadena SER, es un medio que se me ofrece para predicar mientras hablamos de solidaridad, diálogo interreligioso y oración-espiritualidad". Nótese el "predicar". No sé si el blog será suyo porque no hay perfil pero si bajas hasta el final del blog llegas a una sorpresa: una foto de una oveja que dice en mayúsculas "SOY SU OVEJA", y yo pienso "ya y nootros el rebaño". Jeje.
      Independientemente de que su labor sea magnífica y haga mucho y bien por la gente me parece muy mediática. Y si haces entrada de blog de ella, yo ya he contribuido con comentario.

      Besos, Luis Antonio

      Eliminar
    3. El blog, por si quieres verlo.
      http://alospiesdejesus.blogspot.com.es/2008/11/sor-lucia-caram-nos-cuenta-quien-es.html

      Eliminar
  12. Rouco Varela es una babosa lamentable con algo de caracol arrástrandose en sus propias babas. Lo curioso es que cuando era arzobispo compostelano no se caracterizaba por ser tan ultramontano, solo era conservador y oportunista, Se demuestra una vez más que no es bueno darle poder a una pulga no solo te pica además pretende joderte. No le doy ningún valor a las palabras de un necio.
    Respecto a la Iglesia su actitud en la Guerra Civil podrían tener algo de justificación teniendo en cuenta las salvajadas criminales del bando republicano. Lo digo sin pudor, ya que es cierto, se asesinaron muchos curas y monjas de forma miserable y aunque en el País Vasco fuera la revés. A partir de ahí todo es bendicones y vilezas de la santa Madre que quiso rectificar a última hora.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda, si la Iglesia tenía que tomar algún partido era ese...por la cuenta que le traía. La Iglesia estaba donde tenía que estar, frente a la anarquía, el socialismo y la República laica. Y al servicio de esa causa pusieron todas sus energías desde el púlpito, con sermones, arengas y declaraciones episcopales. Algunos religiosos hasta llegaron a tocarse con boina roja y pistolón al cinto, disfrazados de militares, falangistas o requetés. Sobre todo, requetés...

      Para la Iglesia y sus cabezas más visibles, la violencia ejercida en el territorio controlado por los militares insurgentes era justa, necesaria y obligada por el anticlericalismo que imperaba en el bando contrario. Por eso silenció la ola de terror contra los rojos y apoyó la represión en cuerpo y alma...

      Y de perdón, amnistía y reconciliación nada de nada...

      Un abrazo

      Eliminar
  13. Yo, fíjate, soy optimista, con perdón. Y lo soy porque este país (España) independientemente de sus gobernantes (hablo de Suárez, o del rey, o de Rajoy, o de Mas) es el verdadero protagonista de su destino. Este país quiso la democracia, y la tuvo. Este país no aceptó un golpe de estado, y fracasó el golpe de estado. Este país quiere seguir viviendo en paz, y seguirá viviendo en paz. Solo cuando el pueblo (como pasó en la España de los años treinta del pasado siglo) se ve incapaz de lograr sus propósitos por otro modo que no sea el enfrentamiento, habrá guerra. Y solo en este caso. Que no es el caso actual, por mucho que se diga.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encantan los optimistas. Bienvenido, Miguel. Con mi escepticismo me basta y me sobra...Aunque no llego al pesimismo que manifiesta Temujín por ahí arriba, ¿eh?

      Un abrazo

      Eliminar
  14. Supongo que al señor Rouco, y a algunos otros les interesa muchísimo que el pueblo llano viva sintiéndose amenazado. Alguna ganancia deben sacar de ello, o al menos así lo esperan.

    En cuanto a la Iglesia o ciertas jerarquías de la Iglesia, pues sí, creo que es o que son belicosas, al menos así lo han demostrado a lo largo de la historia, y no sólo de la de España; pero eso sí, siempre han apoyado al bando que más ventajas o/y ganancias pudiera proporcionarles, lo cual no quiere decir que no haya habido reliosos/as, que se hayan puesto de parte del pueblo o de los más desfavorecidos, y no sólo de palabra, sino también de hecho, que es como hay que predicar, con el ejemplo.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo, con alegría, que ya te has reconciliado con tu ordenador...

      A lo mejor, como bien intuyes, esa advertencia de conflicto civil no tiene más finalidad que asustarnos para que nos pongamos bajo el amparo de la Sana Madre Iglesia...

      De la existencia de religiosos volcados en acciones sociales podría ofrecerte bastantes testimonios. Incluso presumo de colaborar con alguna institución docente de esa índole que lleva a cabo una labor encomiable en el Barrio del Raval de Barcelona...

      Besos

      Eliminar
  15. La división principal fue social (clases trabajadoras/oligarquía) y política (modelos políticos diferentes). Forma de Estado y el tema de la relación iglesia-Estado acompañan y se integran en esas fracturas, que por otro lado se dan en toda Europa. En el periodo de entreguerras hay ya algunas guerra civiles y a la II Guerra Mundial algunos historiadores, como Enzo Traverso, la llaman "la guerra civil europea".

    Un tema complejo para que los roucos de este mundo jueguen de esa manera.

    Un tema para reflexionar.

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por la puntualización, estimada Luna. Se nota que este es tu terreno...

      Besos

      Eliminar