domingo, abril 24, 2011

JÓVENES: ¡ INSURRECCIÓN PACÍFICA, YA !

"Hoy se trata de no sucumbir bajo el huracán destructor del consumismo voraz y la distracción mediática mientras nos aplican recortes a nuestros derechos“ (Stéphane Hessel).
Más que de un libro, se trata de un opúsculo con tintes panfletarios: Indignaos de Stéphane Hessel (1)  está alcanzando un éxito de ventas sorprendente, tanto en Francia como en España. Ayer mismo, al hacer balance de los libros más vendidos durante la Diada de Sant Jordi en Cataluña, se hallaba en cabeza de ventas según las librerías más importantes.
Creo que hay dos razones para que lo adquiriesen muchos: el título, INDIGNAOS, que expresa lacónicamente un estado de ánimo bastante generalizado y el precio, 5 €, que los tiempos no están para alegrías... Y pocas más... Lamento ser tan taxativo.
El librito, en cuestión, es una especie de manifiesto que  propone a los jóvenes que hagan el favor de salir de la indiferencia que les envuelve y  que se  rebelen ya«En pocas y contundentes páginas, invita sobre todo a los jóvenes a desperezarse y a cambiar la indiferencia por una indignación activa, por la 'insurrección pacífica'» (Prólogo de José Luis Sampedro)

Hessel señala al culpable de la actual crisis, el mercado financiero mundial, y piensa ingenuamente que empujando a los jóvenes a la calle se resolverá todo. Mucho me temo que el asunto sea bastante más complejo de lo que expone el Sr. Hessel (venerable veterano de la resistencia antinazi). Si fuera tan simple la solución, el primero que se lanzaría a la calle, aunque  ya no cumpla el requisito de ser joven, sería un servidor de Vdes.
No estoy seguro de que esto sea muy serio, pero si te interesa el texto completo, lo encontrarás aquí.
(1).- Hessel logró sobrevivir a la tortura y la deportación en el campo de concentración de Buchenwald y, en 1948, formó parte del equipo internacional redactor de la Declaración Universal de los Derechos Humanos. 

34 comentarios:

  1. Lo he comenzado a leer... y efectivamente me "SUENA" a panfleto con buenas intenciones, pero panfleto.
    SALUD.
    ¿Has pasado -por mi casa- a recoger una rosa?

    ResponderEliminar
  2. Hola Luis Antonio.
    Sí, es como dices.
    Aunque por ahí merece volver a leerlo para poder concluir en presente.
    Un abrazo.
    Alicia

    ResponderEliminar
  3. Lo adquirí en Sant Jordi y bueno aún he de leerlo.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Un día de estos lo compraré y ya te diré qué tal. La cosa promete. Pero me parece que por lo que cuentas y se cuenta por ahi, son verdades que son ya sabidas. Solo cabe indignarse.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. No veo a Marx firmando ejemplares del Manifiesto Comunista en el celebrado día. Para mi que la revolución, si llega alguna vez, no será tan previsible pero ésto ya lo decía Gil Scott Heron en 1970:

    http://www.youtube.com/watch?v=BS3QOtbW4m0

    ResponderEliminar
  6. No sé cuál será la solución pero si el librito sirve para tomar conciencia por parte de más gente, ya sirve para algo. Y salir a la calle también sirve.

    ResponderEliminar
  7. Las rosas de la cabecera, preciosas, no me había fijado hasta ahora. Una rosa para ti. Y besos.

    ResponderEliminar
  8. Anónimo11:38 p. m.

    Si toda la historia que nos precede se ha basado en buscar culpables, y atacarlos, cuando se ha podido, ahora tenemos un enemigo al que no le podemos clavar la espada.

    El mercado, con chaleco antibalas, invisible, y sin sangre que derramar...

    ¿Alguien da más?

    Y el mercado ¿qué ha hecho? como todos los anteriores, dividir a los contrariados.

    Y los contrariados, divididos, sin líder, no saben que hacer.

    Es curioso que un anciano, al que no se le puede suponer un interés torticero con este libro, pa los pocos telediarios que le quedan, se preocupe por nuestra apatía.

    Las pasó canutas. Ahí debe estar la respuesta.

    Parece ser que solo pasándolas canutas se tienen agallas. O más inclinación al todo o nada.

    Indignados ya estamos.

    Nos falta el siguiente paso. El más difícil: el saber que hacer.

    ResponderEliminar
  9. Ahora me ha venido a la memoria: Joselu - autor de una de las mejores bitácoras que conozco - ya adelantó información y opinión sobre este librito hace tiempo. Para los interesados en saber más:

    http://olahjl2.blogspot.com/2011/01/indignaos.html

    ResponderEliminar
  10. Gracias, Luis Antonio, por la referencia. No he leído el libro de Hessel, pero se lo suficiente de él para poder comentarlo. No me gustó que lo vendieran a cinco euros cuando en Francia valía tres. Y no me gustó verlo en El Corte Ingles en el aparador de Novedades. Sólo falta que los bancos lo den como regalo en Sant Jordi. No obstante, estos aspectos que lo parecen desactivar, es cierto que vivimos apáticamente la situación derivada del crack financiero. Cada uno se preocupa de cómo le está yendo el vendaval. A unos los lleva al abismo, y otros pueden seguir tranquilamente pues tienen las espaldas bien cubiertas. Me asombra que en los países árabes la gente haya saltado a la calle pese a los centenares o miles de muertos que está habiendo. Imagino que la situación era peor. No debe ser tan mala la nuestra "de momento". Ese llamamiento a indignarnos no sé si está calando. Debe salir de dentro. No es tan fácil como dices que saliendo en manifestación vayan a resolverse las cosas. Cabría tener ideas fuerza, objetivos, programas alternativos, organizaciones que pudieran movlizar... La indiganción es el motor, pero hay que ponerle también contenido. ¿Hacia dónde vamos? ¿Qué queremos? Hoy El País hablaba de la tasa Tobin a los movimientos del capital financiero. No gusta a la banca ni a los especuladores (que son los que gobiernan). Por ahí debería empezarse. Es lo más sensato que he leído. Un impuesto del 0,05 por ciento generaría 400.000 millones de euros que podrían ser utilizados en programas de ayuda al desarrollo, a detener el cambio climático... Pero los que lo tienen que apoyar son los mismos que lo sufrirían. Hacen falta ideas y llevarlas adelante con nuestra indignación. Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Anónimo2:12 p. m.

    Ufff, ¡Me ha encantado esa exposición, Joselu!

    De vez en cuando vale la pena pasear por la blogosfera para leer según que lucideces.

    No servirán para nada tangible, pero son una gozada, y una especie de hermanamiento etéreo, ya que el real siempre es más difícil.

    Precisamente estaba pensando estos días en el coste humano que están teniendo las revueltas en los países árabes.

    Cuando uno lee la historia, poquito es suficiente ya que siempre es una repetición, se maravilla de la impasibilidad con que leemos las cifras de los muertos en los miles y miles de conflictos armados que ha habido a lo largo y ancho de la historia.

    En el hecho de que los seres humanos hayan sido tantas veces a ser meras cifras, debe residir la raíz de esa renovada indiferencia, que se genera ciclícamente en las poblaciones.

    Tú lo has dicho, hace falta situaciones más extremas para la unidad.

    Y como siempre en la historia, moverse para eliminar al enemigo común, que despúes ya nos mataremos entre nosotros.

    Aquí todavía hay demasiadas situaciones opíparas, como para movilizarse con cara y ojos.

    Y después, la casta intelectual está como muy desperdigada, como si no entendiera nada, o lo hace ver.

    Resulta curioso, insisto, que tengan que ser dos viejitos, los que nos alerten, como la muletilla esa de Telemonegal: ¡Alerta!

    ResponderEliminar
  12. Anónimo2:22 p. m.

    Ah, se me olvidaba, dejo unos enlaces, para mí bastante clarificadores, de como se materializan esas movilizaciones con tal alto coste.

    http://www.rtve.es/noticias/20110201/menos-219-personas-han-muerto-tunez-durante-manifestaciones-segun-onu/400145.shtml


    http://www.rtve.es/noticias/revueltas-arabes/fases/


    http://www.elpais.com/articulo/internacional/momentos/claves/protestas/Siria/elpepuint/20110425elpepuint_9/Tes


    http://www.rpp.com.pe/2011-02-23-al-menos-10-000-muertos-en-libia-desde-inicio-de-protestas-afirman-noticia_339117.html

    ResponderEliminar
  13. Habrá que leerse el libro para poder opinar, pero si al menos sirve para animar a la juventud a salir de su pasividad y apatía, me parece que ya puede valer la pena su publicación.

    Ya comentaremos...

    Un abrazo, Luís Antonio.

    ResponderEliminar
  14. "Antes de casarme tenía seis teorías sobre el modo de educar a los niños. Ahora tengo seis hijos y ningún teoría."
    John Wilmot

    ¿Que teoría/s tienen los jovenes?.

    ResponderEliminar
  15. Pues por muy "panfleto" que parezca, es nuestra esperanza. No estamos mejor que Egipto, Túnez, o Libia; vivimos en dictaduras camufladas de falsas democracias donde cada cuatro años nos permiten elegir entre dos dictadores que ni siquiera tienen el poder, pues son simples marionetas del poder verdadero: el Capital y la Banca (que es lo mismo).
    El mercado se ha impuesto a los seres humanos - incluyendo a los que crearon, que los ha convertido en sacerdotes del nuevo dios insaciable: la codicia -, y solo puede ser frenado por una revolución. La actual casta política ha demostrado ser fiel sirviente de tal amo, corrupta, e inepta; su ciclo se ha acabado.
    Una nueva era se abre, que debe ser ganada. La de una democracia participativa. Existe tecnología para ello, solo hace falta ganas para conquistarla.
    ¡Que la indignación abra el camino a la rebelión!

    ResponderEliminar
  16. Anónimo8:59 p. m.

    Respecto a la tasa Tobin que grave a los bancos, mi temor es que los bancos acabarían siempre repercutiendo esa tasa en los clientes, con lo que acabaríamos siendo los clientes los que pagaríamos la feliz idea. Sobre el libro de Hessel, su llamada a la indignación se basa en argumentos que no son ciertos: simplemente comprobar cómo evolucionan los Objetivos del Milenio de la ONU y veréis que la pobreza, el hambre, la educación, el SIDA, la malaria, la mortalidad infantil, la materna, el acceso a agua potable, la igualdad hombre-mujer, el peso de los intereses de la deuda externa sobre los paises pobres... TODO mejora en lo últimos años. Sería más motivos para la esperanza. El informe GOldstone que cita para denunciar a Israel contra Palestina, tiene el problema de la reciente retractación del mismo Goldstone. Y lo peor de todo, es que Hessel no ha sido, ni ha participado en la redacción de la Declaración de Derechos Humanos. Es todo un montaje.

    ResponderEliminar
  17. Anónimo, la tasa Tobin gravaría los flujos financieros especulativos a partir de cierto nivel de volumen. Se trata de poner algo de arena en el dinamismo incontrolado de las operaciones financieras sin escrúpulos. Hay muchas dudas sobre la aplicación de la tasa Tobin. Por ejemplo quién recaudaría los ingresos. Sería necesario una entidad supranacional que distribuyera dichas cantidades. Plantea interrogantes, pero lo que no puede ser es que los ciudadanos del planeta estemos totalmente inermes ante los movimientos especulativos fuera de control y que llevan las economías a la quiebra, y a muchos ciudadanos a la quiebra por haber participado en la compra de una vivienda.

    En cuanto a la mejora de la situación de la pobreza, no sé de dónde sacas los datos. Es increíble, cuando todos los indicadores nos hablan de una situación cada vez más desesperada en grandes zonas del mundo y que la distancia entre países pobres y países ricos cada vez es mayor.

    Y el caso Goldstone, tal vez se debería hablar de la campaña brutal que ha habido contra su persona por haber denunciado la violencia injustificada israelí en la franja de Gaza. Se le ha hundido en su prestigio dada su condición judía. El informe Goldstone planteó honestamente la brutalidad isaraelí en la franja, igual que la ONU y todos los organismos independientes, pero si no fuera así, nuestro sentido común nos lo haría evidente. Que uno sienta simpatía por Israel no debe ponernos anteojeras para reconocer lo que es palmario. Y los israelíes pretendieron caudar un dolor insoportable a los miembros de Hamas para obligarles a someterse. Y esto lo reconocieron ellos mismos.

    No he entendido ninguna de tus apreciaciones y, por supuesto, no estoy de acuerdo con ninguna de ellas. Al parecer vivimos, según tú, en el mejor de los mundos posibles. Te ha faltado hablar del engaño que es todo lo que se dice del cambio climático y relativizar los crímenes del franquismo.

    ResponderEliminar
  18. Qué debate más interesante. Me gusta que vayáis clarificando algunos datos.

    A veces, la gente cree que para tener un criterio o una posición, es necesario saberlo todo, conocerlo todo, y desmontarlo todo.

    Como esa omnisciencia no existe, o es accesible a muy pocos, al final siempre nos quedará la duda.

    No podría entender que un hombre, con un pie en el otro barrio (y perdonen la expresión) se prestara a un montaje.

    Además, un montaje en beneficio ¿a quién?

    Otra cosa que me ha sorprendido, es esa afirmación del último anónimo que dice que Hessel no participó en la declaración Universal de los derechos humanos, cuando todas las informaciones así parecen constatarlo.

    Una entrevista suya:

    http://www.lavanguardia.es/lacontra/20110401/54135299826/morian-antes-los-egoistas-que-los-altruistas.html

    Es triste que no podamos fiarnos nunca de nadie.

    ResponderEliminar
  19. Interesante, aver si logro hallar el libro por aquí.

    Saludos :)

    ResponderEliminar
  20. A GROUCHO:
    Tanto tu casa virtual como la real están llenas de rosas. Eres un hombre afortunado y hoy con la resaca del partido de ayer supongo que más, ¿no?

    A Alicia María Abatilli:
    Un abrazo, diosa de la poesía

    A ROSALÍA:
    Pues ya nos contarás...
    Un abrazo

    A MIGUEL:
    Si lo lees, ya nos contarás. Yo no te animo ni te desanimo a hacerlo...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. AL DR. KRAPP:
    No he entendido las palabras de "La Revolución no será transmitida" de Gil Scott Heron, pero las imágenes son harto expresivas...

    A ANGIE:
    Todo lo que sirva para concienciar a la gente bienvenido sea. Luego sucederá lo que tenga que suceder.

    Las rosas eran para mis amables visitantes, pero acepto la invitación.

    Luego paso por tu espacio. Alguien me ha dicho que has escrito una bellísima poesía. Y esa faceta de ti, la ignoraba...

    Besos.

    ResponderEliminar
  22. Ni siquiera...
    Vuelvo a los blogs, tras unos días tan duros para mí. Leo hacia atrás el tuyo.

    ResponderEliminar
  23. Yo también estoy sorprendida de esa faceta poética, Luis Antonio, debe de ser que como he estado en el mar y hasta me he bañado… pues eso me ha inspirado (¿esto último rima, no? Ya moreneo un poco.

    Lo que no sé es quién te puede haber dicho lo de mi poesía, o igual sí lo sé porque hay pocas opciones, solo han pasado dos amigos blogueros por allí….as far as I know. Pero no creo que este amago poético tenga futuro, ha sido empezar a trabajar y es como si me lo hubieran arrebatado a punta de cuchillo.

    Thank you my dear, te estaré esperando con un té calentito, pues claro que sí.

    Kisses ("jaicuqueros")

    ResponderEliminar
  24. A ANÓNIMO:
    Una vez más, suponiendo que seas la misma persona de otras veces, tengo que agradecer tu aportación haciendo derivaciones del tema sugerido hacia otros derroteros bien documentados. No me sorprende que te encante el comentario de Joselu. Los que lo conocemos ya estamos acostumbrados a disfrutar y aprender con los mismos.
    Un cordial saludo

    ResponderEliminar
  25. A JOSELU:
    También tengo mis dudas de que ese mensaje esté calando y provocando, pero curiosamente el pasado miércoles encontré a un grupo de personas del mundo sanitario en la Plaça Sant Jaume montando una cacerolada frente al Palau de la Generalitat que entregaban a los curiosos un panfleto firmado por ¡ INDIGNAOS ¡ (un grupo de gente que nace como respuesta a la propuesta del Govern de una serie de recortes sociales)
    Por lo demás, estoy totalmente de acuerdo con tu comentario: hay que añadir contenido, estrategia y organización a esa indignación emocional que podría hacer las veces de motor de arranque
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  26. A CRISTAL:
    No sé hasta qué punto el librito, en cuestión, ha llegado a los auténticos destinatarios: la juventud.
    Un abrazo, Cristal

    ResponderEliminar
  27. A BENJAMÍN:
    También tengo mis dudas sobre si los jóvenes en general tienen alguna que otra teoría.
    Por un momento, pensé que los seis hijos de Wilmot eran tuyos...
    Saludos

    ResponderEliminar
  28. Anónimo10:46 a. m.

    Para Joselu: Lamento no haber sabido comentar más que como "anónimo". Mi nombre es César. Los datos del "estado de la humanidad" los podéis obtener en la web de la ONU del programa Objetivos del Milenio, informe 2010. Veréis que todas las variables que enuncié mejoran. No estamos en el mejor de los mundos posibles, pero sí en el mejor que el hombre puede haber conocido.
    Para Atalaya: es increíble, pero Hessel no ha sido ni redactor, ni co-redactor de la Declaración. En palabras suyas y en documentos de la ONU que recogen todo el complicado proceso de redacción. Si estás interesado compartiría los links sin problemas.

    ResponderEliminar
  29. A CARLOS GALEÓN:
    He conocido algunos de esos países – Egipto, Túnez, Marruecos... -, aunque superficialmente, pero te aseguro que lo que salta a la vista y es palpable es que están a “años luz” del nuestro en todos los sentidos.
    Estamos, con todos los graves problemas que nos embargan, muchísimo mejor que ellos. Te lo aseguro.
    Ya sé que esta constatación no es para tirar cohetes

    ResponderEliminar
  30. A ATALAYA:
    Un placer, Atalaya, volver a tenerte por estos fueros.
    Yo no tengo más que añadir a lo poco ya expuesto en la entrada. Ese señor me merece todos los respetos, pero su experiencia en la Resistencia francesa poco o nada tiene que ver con la situación que estamos padeciendo actualmente.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  31. A JORGE AMPUERO:
    Bienvenido a este espacio y un cordial saludo.

    A PEDRO OJEDA ESCUDERO:
    Olvídate de recuperar lecturas atrasadas de bitácoras y deléitanos con la tuya.
    Vuelvo a manifestarte mi alegría por tu retorno por estos lares.
    Un abrazo.

    A ANGIE:
    A veces hay visitantes que no dejan rastro...
    En cuanto encuentre un momento de sosiego espiritual paso por tu poema y te expresos mis emociones.
    Besos

    ResponderEliminar
  32. Pues mira, de alguna forma somos los nuevos "neo esclavos" de una cultura socio-económica moribunda, que ya... "casi" no me importa como... espero que la juventud sepa como superar.
    Ya está bien de trabajar de sol a sol para pagar a los nuevos "señores feudales" (banca, multinacionales, operadoras estafadoras, y gobiernos títeres a sabiendas, etc... la lista es larga y prolija y de todos conocida...)y que estos, se hagan MAS Y MAS ricos a nuestra costa.

    Por otra parte, la rebelión es consustancial a la juventud... Y a mí, hoy por hoy, eso me parece una esperanza... Son ellos los que acostumbran a comenzar estas cosas... y ahí está la Historia para comprobarlo.
    Así que más allá de poner en duda a Hessel, (curioso como creamos nuestros propios demonios... en ese club de la duda...)
    Pero como sea, espero que ellos y todos nosotros sepamos hacer frente a los retos de lo que se avecina... Aunque no esté muy optimista al respecto. Pero lo que está claro, es que "esto" no puede seguir así por mucho tiempo.
    Ya veremos.

    ResponderEliminar
  33. Pues mira, de alguna forma somos los nuevos "neo esclavos" de una cultura socio-económica moribunda, que ya... "casi" no me importa como... espero que la juventud sepa como superar.
    Ya está bien de trabajar de sol a sol para pagar a los nuevos "señores feudales" (banca, multinacionales, operadoras estafadoras, y gobiernos títeres a sabiendas, etc... la lista es larga y prolija y de todos conocida...)y que estos, se hagan MAS Y MAS ricos a nuestra costa.

    Por otra parte, la rebelión es consustancial a la juventud... Y a mí, hoy por hoy, eso me parece una esperanza... Son ellos los que acostumbran a comenzar estas cosas... y ahí está la Historia para comprobarlo.
    Así que más allá de poner en duda a Hessel, (curioso como creamos nuestros propios demonios... en ese club de la duda...)
    Pero como sea, espero que ellos y todos nosotros sepamos hacer frente a los retos de lo que se avecina... Aunque no esté muy optimista al respecto. Pero lo que está claro, es que "esto" no puede seguir así por mucho tiempo.
    Ya veremos.

    ResponderEliminar
  34. A Cristal00k:
    Estoy asombrado, pero no discrepo en nada de lo que expresas sobre las últimas entradas.
    También tengo mis dudas, pero hay que dar uno y mil votos más de confianza a los jóvenes. Lo necesitan.
    Por besos, que no quede. Ahí, una andanada...

    ResponderEliminar